Alejemos la leña del fuego

A mi siempre me enseñaron que los problemas que mejor puedes resolver son los que tú mismo, de uno u otro modo, generas. Luego queda la otra parte del problema, en la que tú difícilmente puedes intervenir, pero al desembarazarte de lo tuyo ya te has quitado un peso de encima y has contribuido a resolver el problema; además, te has situado en otro plano, más positivo y empático, para abordarlo.

Creo que esto es aplicable a lo ocurrido ayer en las inmediaciones de San Mamés, con el trágico saldo de una víctima mortal.

Que cada club (comenzando por el Athletic) se haga cargo de la gentuza (ultras, violentos, etc) que provoca, molesta y agrede bajo su bandera. Y que se los quite, de una p. vez, de encima. Cada club, los suyos. Sería un buen comienzo. Puede hacerse, lleva su tiempo pero es posible; algunos clubs lo han logrado, imitémosles.

Empecemos por deshacernos de nuestros propios cafres, que hay mucho trabajo. Quienes gritaban “fascistas” o “hijos de puta” para provocar a los aficionados rivales no creo que fueran rusos. Me suenan, estas imprecaciones, a un idioma más familiar, como más cercano.

Nuestras condolencias a la familia del ertzaina fallecido. Lo que más jode es que todavía hay quien sigue viendo estos incidentes, estas actitudes chulescas, groseras, violentas, xenófobas y fanáticas como un juego, como algo inherente al fenómeno “hincha” del fútbol. Pues no, de ningún modo. Esto hay que erradicarlo, como sea. Está en nuestra mano resolver, al menos, nuestra parte del problema. ¿Cómo se hubiera desarrollado la noche de ayer si los fanáticos del Athletic, (los de aquí, vamos, que no sé yo si esta gentuza ama de verdad al club y a su historia) no hubieran provocado (o entrado al trapo, lo mismo da) a los cafres rusos?

Feliz finde, pese a todo. Os dejo aquí un temazo de THE PALACE OF LIGHT (Iñaki Hanky Panky, ya estás guardándonos un ejemplar, y enhorabuena por la reedición de este discazo de cuya existencia he sabido hace pocos meses, gracias al exquisito trabajo de Hanky Panky Records, je).

—————————————————

Para los amantes de la buena music de los 80s, info añadida:

“THE PALACE OF LIGHT
– BEGINNING HERE AND TRAVELLING OUTWARD –
Expanded edition (2 CD Gatefold card sleeve– HPR 030)

Reedición facturada por el sello bilbaino Hanky Panky Records, en el 30 aniversario de este LP ya clásico de psych-pop, editado en 1987 por Bam Caruso Records. Incluye CD adicional con material no editado anteriormente y una nueva grabación. En 1993, el grupo cambió de nombre a Mabel Joy y publicó el exquisito “Wish I Was”, reeditado por Hanky Panky en 2013. Libreto con notas y fotos a cargo de Stewart Lee. Edición limitada de 500 copias. Julio 2017″

Si aguantan los limones, aguantamos nosotros

Si aguantan los limones, aguantamos nosotros. Al fistro de tiempo que llevamos sufriendo dos meses (la frase del mes: “cuatro grados y llueve en Bilbao; tendencia a empeorar”, en la radio, el pasado martes) y al horroroso juego del Athletic esta temporada, como buena muestra el espectáculo de impotencia y ausencia del más mínimo rigor y criterio futbolístico del empate cosechado ayer (no se mereció ganar, qué va) en San Mamés ante el vicecolista y equipo más goleado de la Liga. Con lo que nos afecta el tiempo y el Athletic, llevamos una racha que para qué.

Lo dicho, hay que aguantar y confiar en que las cosas mejorarán (lo del Athletic tiene muy mala pinta: incluso pensamos hoy que Ziganda, cuya dimisión o cese es imprescindible para salir del hoyo, no es el único responsable: la plantilla quizá requiere savia nueva, cambios y relevos, incluso en jugadores que fueron hace no mucho muy importantes, Iturraspe, Raúl García y Rico entre ellos) aunque reflexionando sobre la foto que acabamos de sacar en nuestro pequeño jardín, quede la duda de si sudamos del estrés, si simplemente nos hemos mojado tras el paseo, o si en realidad tenemos goteras por el constipado que (el trato hace el afecto, decía aquél) nos ha cogido cariño y se ha quedado en casa a vivir, para siempre.

En fin, os dejamos con un tema de uno de los discos más lúdicos y amenos de escuchar de lo que llevamos de año, “I Can Feel You Creep Into My Private Life”, lo nuevo de los, más que eclécticos, osados e irreverentes TUNE-YARDS, en el que casi todo tiene cabida (sonidos afro y caribeños, retro 80s, funk, pop, rock, house, disco music…, o sea, una fiesta de categoría)

Que ya estamos en invierno!!!

Una parada en el feliz paseo soleado previo al aperitivo, el último domingo del primer mes del penúltimo año de la primera década del primer siglo del actual milenio, que aún es bien joven, pese a las apariencias.
una canción? venga, pues… una vieja de MCENROE, “Montreal”, dedicada a Liliana, con quien disfruté del paseo dominical, y de todo este milenio, dicho sea de paso.

La expo de Juan Isasi, hasta el 12 de enero

Sólo tienes hasta el viernes 12 enero para disfrutar de la celebradísima expo de acuarelas de JUAN ISASI, que “retratan” paisajes tan familiares para los getxotarras como este de la obra que te presentamos hoy y por el que tantos paseos hemos dado a lo largo de los años.
Esta exposición la tienes en La Estación de Neguri; no te demores, te esperamos.

banda sonora: “Loving you”, un clásico del soul/pop interpretado por una de las voces más increíbles de la historia de la music, MINNIE RIPERTON, que dedicó toda su breve vida a estudiar canto (incluso cuando llegó a ser una estrella) y a perfeccionar su maravillosa voz. Murió en 1.979 con solo 31 años víctima del cáncer de mama, y fue de las primeras artistas que en lugar de ocultar la enfermedad, lo comunicó en una entrevista y ayudó a otras mujeres que sufrían su situación.
MINNIE RIPERTON es noticia estos días porque se acaba de publicar una reedición -al parecer, fantástica- de su disco de referencia, “Perfect Angel”, que salió al mercado en 1974. (“Acrobatic soprano” leemos sobre ella en una reseña de este disco en inglés, y tiene su aquel la definición).

Mal tiempo y buena música

¿Balada electrónica, cacharros tecnológicos, bytes y sentimiento? Sí, puede ser, y además le va como anillo al dedo a este tiempo de m., borrasca tras borrasca, que llevamos demasiadas semanas sufriendo.
Dos días de sol y luz, por favor.
Mientras tanto, a disfrutar de “For You” en la que JOE GODDARD, miembro de los siempre bailables y disfrutones Hot Chip, hace las voces a un tema que incluye MICHAEL MAYER en su disco “&”. La canción nos recuerda a nuestros adorados Junior Boys, y eso es mucho decir. Se han hecho varios remixes de esta canción, supongo que para su uso en discotecas y tal, pero esta es la versión original, que ya suena suficientemente sensual y dinámica, digo yo.

Y nada, paciencia con el tiempo. En pocos años, me mudo al Sur y va a ser para siempre. Harto me tienen ya, frío, viento, lluvia, días que parecen noches y, de remate, los malditos resfriados. Nunca entenderé a quienes prefieren el mal tiempo. ¿por qué en todos los países del mundo se llama mal tiempo a este que nos persigue estas últimas semanas? Pues por algo será, hombre.

Me voy a sacar al perro, y a quedarme consiguientemente congelado. Menos mal que siempre nos queda la music.

El Athletic, en plena crisis existencial

VIERNES Y VISPERA DE REYES. El Athletic sumido en plena crisis existencial con el problemón de la marcha de Kepa, y el folk/country sin alergias ni fronteras dándonos, casi cada día, nuevas alegrías. La music nunca nos falla, y menos mal. Hoy, CIRCUIT DE YEUX nos salva de la depre. Mañana es Reyes, y en casa seguimos celebrándolos, en pijama tras el desayuno desenvolviendo regalos y sonriendo sin parar, solo ocurre una vez al año; será que somos gente de tradiciones.

LLUEVE y casi está confirmado que NOS QUITAN A KEPA. Es porque él quiere, y se comprende: en el fútbol, la fama universal, la posibilidad de jugar las mejores competiciones del mundo y el acceso al gran dinero solo los pueden ofrecer media docena de clubs multimillonarios, la mayoría ultrafinanciados por dinero de la tele, el petróleo árabe o, en el próximo futuro, el imparable aluvión asiático. Ahora bien, ¡Viva la libertad individual y que cada uno haga con su carrera profesional y su vida personal lo que estime conveniente!, eso por adelantado.

¿Si deseamos que le vayan bien las cosas a Kepa? Pues, desde luego, tampoco lo contrario, pero no sé, la verdad. Su decisión, aparentemente muy meditada, hace daño, y donde duele: que uno de los más emblemáticos y consolidados valores surgidos de la cantera del Athletic, un chaval de Ondarroa de solo 23 años que sin haber cumplido siquiera una temporada completa en Primera con el que ha sido su equipo desde que tiene dientes y con el que en buena lógica debería soñar jugar al menos una buena parte de su vida deportiva, decida cambiar de club sin terminar siquiera la primera etapa del ciclo de su vida en el Athletic, disgusta y preocupa a los aficionados porque nos reafirma en que el poder emotivo, de cercanía y afinidad con tu terruño y tu infancia de lo que ya es más su negocio que una actividad deportiva, está tocando a su fin. ¿Qué es primero para el club, los éxitos deportivos, cada vez más inalcanzables, o la protección y mantenimiento de sus esencias y peculiaridades?

Aceptamos que si realmente Kepa fuera ya uno de los cinco o seis mejores porteros del mundo, el hecho de que el Athletic (serie media/media en el concierto mundial) no pueda retenerlo por su insuficiente fortaleza financiera respecto de los grandes clubs del futbol planetario es una desgracia inevitable a día de hoy, es decir, con la mentalidad pragmática e individualista de todas las personas, y cómo no de los deportistas que tienen una carrera profesional más corta y exigente que la de casi cualquier otro trabajador; pero que Kepa se nos escape a las primeras de cambio, sin haber demostrado apenas nada (qué menos que un par de temporadas excelentes en Primera), más allá de que apunta maneras de gran portero, es un fracaso en toda regla para el Athletic.

No es un detalle menor ni un asunto puntual; quizá el problema es de fondo, y a Urrrutia y su séquito -a los que un poco menos de soberbia y de cerrazón fundamentalista y un poco más de contacto con la cruda realidad les vendría muy bien- les falte entereza, lucidez y modestia para asumir que nuestro equipo (en un ejercicio de realismo que parece querer soslayarse) ha de saber conformarse con disfrutar solo de la primera etapa -dos, tres o cuatro años riendiendo al máximo-, de los pocos cracks que pueda generar su cantera; y nada más, porque antes o después, se irán a donde les paguen más y donde puedan luchar por objetivos deportivos más ambiciosos.

Kepa, dice la prensa blanca, se pasó anteayer por las instalaciones deportivas del Real Madrid para pasar el preceptivo examen médico. En otras palabras, ya tiene pie y medio en uno de los tres o cuatro mejores equipos del mundo. Se nos ha ido. Habrá que resignarse, es ley de vida, el dinero -y lo que conlleva- manda, pero parece obligatorio hacer un ejercicio de -profunda- reflexión cara al futuro.

———————————————————————————–

Y ahí lo dejamos, con una estupenda y enrevesada canción de la enésima revelación que nos llega de EEUU. Realmente curiosa la propuesta de CIRCUIT DE YEUX (el proyecto de la aún veinteañera Haley Fohr), que en su ya sexto disco demuestra que desde el folk (y ahí metemos, cómo no, el country alternativo) y el indie-rock menos acomodaticio se puede llegar casi a cualquier lado; emocionante, tremendo, sugerente, evocador y hermoso, se entiende.

Exposición de Juan Isasi en nuestro local

No solo es que las acuarelas de JUAN ISASI estén deslumbrando a muchos clientes/amigos de La Estación de Neguri. Uno de los aspectos más particulares de esta fantástica muestra es que son muchas las obras en las que el paisaje reflejado queda a pocos metros de tu local favorito de Getxo.
Qué decir de este cuadro, recreación de lo que ve cualquier persona al salir de nuestro local, en una acuarela no exenta de poética melancolía otoñal pero en la que creemos percibir un -nada airado- mensaje reivindicativo respecto de una zona deteriorada que luce atractiva y orgullosa tanto su decadencia como su vinculación al pasado pero necesita mejoras urgentes.

Banda sonora: del trío del pianista de jazz estadounidense BRAD MELDHAU, “Little Person”

Esta es una de las acuarelas que más nos gusta de la expo de JUAN ISASI en La estación de Neguri. Puedes verla hasta el 13 de enero.

Es una obra romántica que refleja (de forma un tanto idealizada pero bastante fiel a su estado actual en términos de perspectiva y edficios), la zona de Algortako Etorbidea casi paralela a Avda. Neguri que, a la altura de nuestro local, baja desde Algorta hasta La Avanzada, Las Arenas, la playa de Ereaga, el Puerto Viejo…

banda sonora: la charme de la francesa CHARLOTTE GAINSBOURG, en “Les Oxalis”, susurrante chanson electro-pop de “Rest”, el notable disco retrofuturista, je, que ha publicado este año, je.

APERITIVO al mediodía en La Estación de Neguri

SÁBADO, con un tiempo de los de escapar, pero seguimos aquí.
Porque nos apetece (y tenemos que) dar el APERITIVO este mediodía en La Estación de Neguri; porque, justo después de servir vermús y zuritos, queremos comer PASTA CON MARISCO que quien ella sabe hace como ella sola; porque necesitamos darle una PALIZA A LA REAL en San Mamés esta tarde y comenzar a creer de nuevo en nuestro Athletic pese a los problemas casi irresolubles del equipo; y porque hay MUCHA MUSIC editada este año que tenemos que escuchar o, en su caso, re-escuchar, en casita, que es como mejor se disfruta, para que nuestra lista de discos top 25 sea lo más representativa posible de lo que se ha publicado este año, eso sí, dentro de los estilos que más nos atraen y que seguimos desde años.

Pues bien, uno de los discos que han sido editados estos últimos meses del año (finalizando octubre) es ” The OZZ”, del joven revelación británico KING KRULE. Se llama Archy Marshall, es pelirrojo, tiene 22 años, solo un disco anterior a este y ya es muy conocido; actuó este año en el Primavera Sound, (hay video del concierto, lo hemos visto casi entero, fue filmado por Pitchfork, garantía de calidad, y está disponible en youtube). La verdad es que, tras la atenta y repetida escucha del disco, pensamos que el chaval se tiene bien merecida la unánime alabanza de los medios especializados más prestigiosos.

Este disco, y fijémonos en una de sus canciones estelares, “Dum Surfer”, defendida primorosamente en directo en el video de abajo (filmado en el mítico programa de Jools Holland; sí, la BBC) es como una amalgama de rock corajudo, recitativos hip hop, jazz-rock entrecortado, neo-folk songwritter, punk atemporal, blues/rock de tapadillo…, un aparente caos pero todo ello muy organizado y compensado, cosa muy inusual y meritoria proviniendo de un artista tan joven.

Habrá que contemplar la posibilidad de incluir “The OZZ” en nuestra lista de discos TOP 25 de 2.017, definitivamente.

No sabemos por qué, pero King Krule nos recuerda a otro joven fenómeno, Car Seat Headrest, que, por cierto ya está tardando en entregar nuevo material.

Discazo “The OZZ”, de King Krule. A veces quienes más saben, no se equivocan

Solo nos quedan los jóvenes

SÁBADO. Solo nos quedan los jóvenes; nuestra generación, que es la que dirige el mundo, ya ha dejado bien claro lo que da de sí.

Paso a la juventud, que tiene derecho a perseguir la felicidad y el bienestar, a no encontrarse un planeta desquiciado e inhabitable.

Se llama JULIEN BAKER, es de Memphis, Tennessy (EEUU) tiene 22 años, y acaba de publicar su segundo disco largo, una maravilla de escueto folk-rock de autor titulada “Turn Out The Lights”. Pero en esto no le hagamos caso: hay que dejar bien encendidas las luces, si creemos en un futuro viable, es necesario que se vea nítidamente la magnitud del desastre. Y es que, no conformes con lo conseguido, seguimos innovando, creando más desgracia, miseria moral e injusticia.

No nos es suficiente con el terrorismo, los chalados armados matando al personal indiscriminadamente, las guerras que nunca acaban, los nacionalismos fanáticos y excluyentes, los populismos demagógicos, la corrupción sistematizada, la precariedad laboral, los atentados al medio ambiente, la explotación de la mujer (¡asco de prostitución!)… la violencia machista y otros horrores de parecido pelaje: en el periódico leemos hoy que en el país que vio nacer a esta joven artista, modelo de prosperidad y democracia para algunos desinformados, se ha detectado un incipiente mercado: el de cadáveres humanos, familiares que venden los cuerpos, en parte o en todo, de sus difuntos para sacar algo de pasta y/o porque no pueden costearse el entierro. ¿Qué estamos haciendo?

Lo dicho, que los jóvenes empiecen ya a tomar cartas en el asunto, el futuro es suyo. Solo nos quedan los jóvenes; nuestra generación, que es la que dirige el mundo, ya ha dejado bien claro lo que da de sí.

Paso a la juventud, que tiene derecho a perseguir la felicidad y el bienestar, a no encontrarse un planeta desquiciado e inhabitable.

Estreno de la serie dramática “La zona”

Impresionados como estamos por la calidad y solvencia técnica de las series americanas, sin llegar a decepcionarnos (las expectativas eran altas, la crítica la había puesto muy bien) y aunque lo vimos con interés y agrado no nos emocionó en exceso este primer capítulo de “La zona” pese al más que correcto (y un poco irregular, hay que decirlo) nivel de la obra y al decisivo acierto de contar en el papel principal con el mejor actor español, Eduard Fernández.

Lo único que nos llamó, y muy poderosamente, la atención fue la banda sonora, por acertada a la hora de crear, mejor dicho acompañar, los diversos estados narrativos y emocionales de la historia, y por su calidad musical, por moderna, ruidosa y arriesgada. De quién será la banda sonora, nos preguntamos, pero no llegamos a saberlo con los títulos de crédito, siempre tan poco considerados con los técnicos y artistas no actorales. Tuvo que ser nuestro amigo Ricardo Lezón quien nos proporcionara la información: el autor de esta impecable, eficaz en lo narrativo y llamativa en lo estrictamente musical banda sonora es el parisino OLIVER ARSON que colaboró (órgano y samplers) con MCENROE en el disco “Tú nunca morirás”. Pues mira qué bien. Enhorabuena, Oli y suerte en tus proyectos.