Ya está disponible “Wanderer”, el nuevo disco de una de nuestras cantautoras folkies de nuevo cuño favoritas de los últimos 25 años: la estadounidense CAT POWER, a la que, por cierto, seguimos sin ver un concierto a la altura de sus discos; el último fue hace dos o tres años en un desolador set -en ese festival donostiarra que se celebraba en Igeldo- en el que pese a estar anunciada con banda compareció sola, triste y desangelada. Hizo lo que pudo, y no fue mucho, precisamente.

Pero el disco nuevo parece que promete, y mucho, por las pocas canciones que hemos escuchado. Y. joé, Allmusic le da 4,5 sobre 5; o sea, el máximo, porque las 5 estrellas no se les dan nunca a un disco a las primeras de cambio, se las tiene que ganar pasado un tiempo; jamás he visto que un disco haya logrado 5 estrellas en la reseña de Allmusic en el momento de su publicación. Y no solo eso, además nuestra biblia musical particular selecciona nada menos que cinco (tres de ellas, las ya conocidas “Stay”, “Woman” y “Wanderer”) como canciones estelares, cuando en un buen disco lo normal es que haya no más de dos o tres seleccionadas como tales.

¿Y qué nos dice la crítica yankie de este nuevo material de nuestra querida Chan Marshall, editado seis años después de su último disco hasta ahora, “Sun”? Pues, resumiendo mucho, cuentan en Allmusic que, tras una experiencia personal realmente compleja, nuestra artista vuelve en cierto modo a la music áspera, austera, emocionante e intimista de sus inicios, apuntando estilísticamente más al folk, el soul y el blues, y abandonando el “electro-rock elegante” y con abundantes arreglos de “Sun”. Y termina la reseña indicando que “tan tierno como inflexible, “Wanderer” es exactamente el álbum que Marshall necesitaba hacer en este momento de su carrera y su vida. Es parte de su música más esencial”. Lo dicho, promete la cosa.

Me froto las manos. Menudo finde musical me espera, con los discos de CAT POWER y ADVANCE BASE (Casiotone…, se siente) y el de mi siempre admirada dama folk – pastoral, minimalista, mística…,  MARISSA NADLER, que también acaba de publicar un disco precioso, “For My Crimes”.

Y para rematar, otra chica del espacio neo-folk/pop cantautoril: “Abysskiss”, tercer disco en solitario de ADRIANNE LENKER, cantante y co-lideresa de una banda indie-folk-rock de la que ya he hablado por aquí antes y me encanta, Big Thief.

Ya, cuatro artistas y todos/as estadounidenes, pero es que … las cosas son así.

———
Adrianne Lenker, “From”, una maravilla, para todos ustedes y ustedas.