NOTICIÓN para todos los amantes del pop camerístico que no oculta su origen folkie/cantautor y que no hace ascos a la electrónica, a los vientos, las cuerdas y a lo que haga falta. VILLAGERS tocará en BILBAO (en el Antzoki, cómo no) el 18 de noviembre; cae domingo, ejem.

Vendrán a visitarnos VILLAGERS en una corta gira por nuestro país (de momento, solo tres fechas) a presentar su nuevo disco, “The Art of Pretending to Swim”, que publicará en setiembre y del que os dejamos abajo “A Trick of the Light”, el delicioso tema de adelanto que ha hecho público hace muy pocos días.

Junto con el canadiense Andy Shauff y el estadounidense Sufjan Stevens, el irlandés Conor O’Brien (factotum del proyecto VILLAGERS, con el que lleva cuatro discos publicados) ocupa estos últimos años en nuestra opinión el podium en el subestilo que con más delicadeza regala nuestros oídos y nos emociona y reconcilia con el pop.

Villagers lo veo en plan un Josh Rouse menos country, je, y, sí, más creativo y sorprendente, aparte de más abierto a los recursos de la electrónica, diría yo.

Conor O’Brien es un personaje curioso, que reconoce ser muy ambicioso en sus planteamientos artísticos, y vaya si se nota, desde que publicó en 2.010 el disco que le dio a conocer en todo el planeta indie, “Becoming a Jackal”. No en vano (leemos por ahí, no lo sabíamos) fue primero de su promoción en Literatura Inglesa por la Universidad de Dublín y es un contrastado experto en poesía norteamericana postmoderna.

Hay tres o cuatro temas suyos que me encantan-encantan; pongo los vídeos en comentarios.

En noviembre en Bilbao, VILLAGERS qué bien; ya es un lunes menos lunes.