Hoy, los desayunos en La Estación de Neguri tienen protagonista musical femenina, SNAIL MAIL, es decir, la aún casi adolescente (19 años) de intensa y heterogénea vida personal Lindsey Jordan, natural de Baltimore (EEUU) y cuyo disco de debut “Lush” es una de las mejores noticias del año.

Menos corajuda que Courtney Barnett, igual de confesional/dramática y sensual que Sharon Van Etten, y más incisiva e indie-rock que Fionna Apple o Aimee Mann, esta joven está deslumbrando con un disco perfectamente producido por un ingeniero de sonido fuera de serie como Jack Aron, responsable de cómo suenan de bien los últimos discos de estrellas como Grizzly Bear, Solange o Beth Orton. Folk/rock de cantautora, o sea, lo que más nos puede gustar.

Una music, la de Snail Mail, que le va como anillo al dedo a los enigmáticos óleos de EVELIO ABIEGA que exponemos en tu local favorito de Getxo y, que, en la línea estética de Bacon y Goya, parecen querer comunicarnos la soledad y el desconcierto del ser humano contemporáneo.

Y sí, claro que nos gustan Rosalía en general y su universalmente aclamado nuevo disco en particular, incluso pinchamos su music en La Estación de Neguri, pero no te hablamos de ella porque ya lo hacen otros y seguro que mejor de lo que lo haríamos nosotros.

Ah, feliz finde, ya sabes dónde estamos.